• Georgette Salame Jalil

CÓMO CUIDAR TUS UNIFORMES


La ropa de trabajo es un elemento indispensable para muchas empresas al ahora de realizar sus funciones. Sabemos que nos brinda comodidad y full ahorro (a todos nos encanta esto), no tenemos que armar los conjuntos la noche anterior o esa misma mañana, además de generar una buena imagen personal y corporativa.


Sin embargo, el uso diario de los uniformes de trabajo conlleva a su desgaste, por lo que el cuidado que le des a estas prendas es fundamental para mantener tus dotaciones empresariales como nuevas y por mucho más tiempo.



¡Todo empieza por un buen lavado! Si eres de los que quita las etiquetas 👀, consérvalas en un lugar que recuerdes con facilidad para acceder a ellas cuando sea necesario. Te aconsejo que dosifiques bien las cantidades, puesto que añadir más cantidad de la necesaria daña los tejidos de las prendas y el medio ambiente.


No abuses de los detergentes y suavizantes. Los que tienen tejidos como el antifluido o el impermeable, no admiten suavizante. Si quieres que tu dotación dure más tiempo usa la justa medida de detergente y asegúrate de usar uno suave.



Por naaada del mundo uses cloro. Eso es un gran NO. Para mantener el blanco de tus uniformes, sobre todo si eres cocinero o médico y quieres tener tu uniforme en perfectas condiciones, puedes usar bicarbonato de sodio diluido en agua. El cloro tiende a dañar las prendas.




Una vez que termines de lavar, saca y cuelga la ropa para que no se seque arrugada y con malos olores. Para conservar el color de las prendas no las expongas directamente al sol, la mejor opción es tenderla del revés, con una exposición uniforme a la luz.


Las secadoras no son aconsejables (para nada por los uniformes) y tampoco debe excederse el tiempo de secado de la ropa laboral; se apelmaza y pierde color. Es aconsejable tender las prendas nada más salir de la lavadora puesto que será más fácil plancharlas.



En cuestión de planchado, es muy importante prestar atención a las normas de planchado de las prendas delicadas, como las fabricadas a base de tejidos elásticos y prendas viscosas. Puedes humedecer las prendas al plancharlas y reparar las roturas o daños que sufra la ropa lo antes posible.



Ten en cuenta que si bien hacer un buen proceso de lavado es importante para mantener tus uniformes de trabajo en buen estado, contar con materiales de calidad es fundamental para que duren más tiempo.


En Dimaglia usamos los mejores textiles y tenemos equipos de excelente calidad más personal con experiencia. Somos los indicados para elaborar tus uniformes 😊.



8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo